LacasSolares


Lácas solares en Laminotech

Las lacas solares son un sustituto perfecto a la lámina solar para cubiertas y tejados con lucernarios, que favorecen la entrada de luz, pero exponen el interior a altas temperaturas. Estas lacas son recomendadas también en naves con cubiertas de policarbonato, que sufren el castigo de los rayos solares. El “efecto invernadero” que genera este tipo de cubiertas y terrazas es un problema generalizado. La incidencia solar a la que son sometidos estos materiales es muy alta, y especialmente en planos inclinados u horizontales. Éstos absorben todo el calor y lo transmiten hacia el interior, por lo que la climatización se vuelve ardua y costosa.

En aquellos casos dónde no sea factible la utilización de una lámina solar, por su curvatura u otras peculiaridades, la solución son las lacas solares de recubrimiento, de alta calidad y avanzada tecnología en protección solar. Las lacas solares rechazan hasta un 70% de la radiación solar, lo que reduce la entrada de calor y mejora el confort térmico drásticamente. La diferencia de temperatura tras la instalación será inmediata.

Ventajas

  • Confort: Aumenta la habitabilidad y el confort, mejorando las condiciones de trabajo.
  • Ahorro energético: Reduce el calor solar un 70%, ahorrando hasta un 40% en costes de climatización.
  • Protección contra el deslumbramiento: Reduce el exceso de luz que provoca fatiga ocular, causante de la disminución en la capacidad de trabajo.
  • Protección antidecoloración: Protege de la decoloración prematura de artículos, mobiliario y textiles expuestos directamente a la luz solar.
  • Aislamiento: Aporta ventajas económicas en los sistemas convencionales de aislamiento, disminuye la sobrecarga de peso en la estructura aislante.
  • Mantenimiento: Reduce gastos de mantenimiento.
  • Durabilidad: Incrementa la vida de los tejados y cubiertas.

  • Reduce el calor solar en un 70%.
    Ahorra hasta un 40% en costes de climatización.
  • Reduce gastos de mantenimiento.
    Gracias a su capacidad aislante.
  • Aumenta la durabilidad.
    Prolonga la vida útil de tejados y cubiertas.